A pesar de la pandemia, la 28ª edición del Abierto Mexicano de Tenis se realizará con estrictos protocolos de salud y seguridad en Acapulco, del 15 al 20 de marzo.

En entrevista para “Detrás de la Noticia” con Ricardo Rocha, el director de AMT, Raul Zurutuza dijo que es el torneo que más reto nos las representó a lo largo de 28 años.

“Las cosas se han hecho bien y con responsabilidad”

Aunque cada jugador es responsable de llegar al torneo, la organización apoyará con un vuelo chárter a Miami el domingo 21 de marzo de precio accesible a aquellos que accedan a partir de los cuartos de final.

“La vida tiene que seguir, necesitamos empezar a movernos”

El no hacer el torneo, es despedir gente que trabajan en el torneo, esto sería trágico, comentó Zurutuza.

Apoyo de las autoridades 

El AMT pospuso su presentación oficial a solo un mes antes de la competición, pero tras trabajar 8 meses con las autoridades de Guerrero.

Obtuvieron el apoyo para la realización, aunque el aforo a permitir se confirmará en las próximas semanas, pues la sede aún está en semáforo rojo.

“Aun no sabemos si habrá público o será transmitido en linea”

Los cuidados a seguir 

Todos los tenistas se hospedarán dentro de una sola torre del hotel y vivirán en una especia de burbuja dentro del complejo llamada Green Zone, así no tendrán contacto con nadie externo y contarán con restricciones para sus citas con fisioterapeutas y entrenadores. 

“Se va testear a todos cada 4 días con pruebas PCR” 

Finalmente, el director del evento, que se ha hecho muy importante para el turismo de Acapulco, expreso su entuciasmo y comentó que se espera que con las medidas necesarias puedan ser el ejemplo para seguir adelante.