Con abstención de Monreal, Morena y aliados aprueban control militar sobre Guardia Nacional

Una larga sesión que se prolongó hasta pasadas las 12 de la noche, tuvo como resultado 71 senadores a favor y 51 en contra, además de una abstención

Con la abstención de Ricardo Monreal, el Senado de la República aprobó en lo general y particular la iniciativa para que la Guardia Nacional (GN) se incorpore a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena), la cual fue propuesta por el Ejecutivo federal.

Esto pese a que las bancadas de oposición aseguraron que se trata militarizar el país y se ha abusado de la política de seguridad nacional.

En la votación general, 71 senadores votaron a favor, 51 en contra y hubo una abstención, que fue la del senador Ricardo Monreal, líder de los morenistas en la Cámara alta.

En cuanto a la votación particular, los artículos reservados fueron votados con 69 sufragios a favor, 50 en contra y dos abstenciones.

Así fue el debate sobre la Guardia Nacional en el Senado

Citalli Hernández, senadora de Morena, defendió la política de seguridad nacional del gobierno federal y pidió que se coordinen esfuerzos para pacificar el país. Agregó que a los elementos de la GN conservarán su antigüedad y derechos laborales en caso de que se incorporen a la Sedena, «sabemos que la ciudadanía merece vivir en paz», dijo.

En su intervención, el senador Emilio Álvarez Icaza declaró que la GN sólo ha participado en el 2 por ciento de las detenciones a nivel nacional, cuando tiene el 20 por ciento del presupuesto en materia de seguridad pública. Declaró que el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO) será el de más fallecidos y desaparecidos.

Legisladores de Morena, el Partido del Trabajo (PT) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) argumentaron que las fuerzas armadas cuentan con el 80 por ciento de la aprobación de la ciudadanía, son leales y «honestos». La discusión de las bancadas en el Pleno estuvo dirigida por Alejandro Armenta, nuevo presidente de la también denominada Cámara Alta.

El pasado viernes 2 de septiembre, la iniciativa de la Guardia Nacional fue aprobada en la Cámara de Diputados, con 451 votos a favor, 23 en contra y tan sólo una abstención. De ahí que la iniciativa pasó a la denominada Cámara Alta, donde fue aprobada por las comisiones unidas de Justicia y Estudios Legislativos Segunda.

En la conferencia matutina del pasado 6 de septiembre, el presidente López Obrador dijo que sí cambió de opinión respecto a que el Ejército permanezca más tiempo en las calles (hasta 2028), aparte de que la GN pase a la Sedena, debido al problema que les “heredaron” las administraciones de Felipe Calderón y Enrique Peña Nieto.

La siguiente iniciativa que enviará el presidente López Obrador al Congreso Legislativo será la de reforma electoral, donde se busca modificar al Instituto Nacional Electoral (INE) y que pase a llamarse el Instituto Nacional de Elecciones y Consultas (INEC).

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí