“Costo por cancelar Texcoco sí es de 330 mil mdp”

La estimación realizada por la Auditoría Superior de la Federación es correcta y Santa Lucía un “capricho” que costará caro a mexicanos, dice el consultor

83

Es correcta la estimación de 330 mil millones de pesos por cancelación del Aeropuerto de Texcoco realizada por la Auditoría Superior de la Federación (ASF), ya que toma en cuenta el costo pendiente de los bonos que se emitieron para su financiamiento que vencen en 2047, considera el especialista y consultor financiero Mario Di Constanzo.

En entrevista para Fórmula Detrás de la Noticia con Ricardo Rocha, afirma: “El auditor especial tiene razón en sus cálculos, quien se equivoca es el propio Ejecutivo Federal y la Secretaría de Hacienda”.

TE PUEDE INTERESAR: El Imperio de los Otros Datos

El costo por partes

Y explica: “La auditoría procedió a calcular los costos económicos, financieros y legales de cancelar el proyecto, y este costo lo divide en dos partes, primero, lo que ya se pagó entre 2014 y 2018, esto equivale a 163 mil 500 millones. Más 70 mil millones de costos no recuperables, de los ladrillos que se quedaron enterrados, de lo que costó la cancelación del contrato anticipada que se valúa en 7 mil 60 millones de pesos y luego los esquemas de financiamiento”.

Recuerda que entre 2016 y 2017 el proyecto del aeropuerto emite bonos que se consideran una promesa de pago por 6,000 millones de dólares, los primeros a vencerse a 10 años, en 2026 y 2027, y otra serie de bonos a 30 años, que vencen en 46 y en 47.

“Estos bonos los emite por 6,000 millones de dólares, en la fecha de cancelación de 2019 el gobierno recompra 1,800 millones de dólares. Tienen pendientes por pagar el 70% de esos bonos que se emitieron, cuánto vale, el auditor dice que vale en términos redondos 80 mil millones de pesos, más los intereses que se generen”

Mario Di Constanzo

Considera que erróneamente el gobierno asume como costo es lo que se desembolsó en 2019 para cancelar el aeropuerto, de 100 mil millones de pesos.

El gobierno ve las ramas, no el árbol

“El gobierno ve las ramas del árbol y la ASF está viendo el tronco, las raíces y donde estaba sembrado. Únicamente hay un solo costo”, agrega.

Dice que le molesta al Presidente es que se va a tener que continuar pagando por no tener nada y esa es la cruda realidad. “(Santa Lucía) es un capricho absurdo que nos va a costar mucho a los mexicanos, y desafortunadamente vamos a pagar algo que no vamos a tener, y vamos a pagar algo que no va a servir”, dice.