Escándalo en escuela católica: mamá gana US150 mil con fotos eróticas

Sus tres hijos fueron expulsados, cuando autoridades escolares se enteraron que su mamá trabaja en Onlyfans

488

Crystal Jackson es una mamá californiana de 44 años que encontró en la página “OnlyFans” una fuente de trabajo para superar sus problemas económicos y matrimoniales, lo cual generó polémica porque la escuela católica a la que asistían sus tres hijos decidió expulsarlos cuando se enteraron de la actividad que realizaba.

La mujer se indignó porque descargaron contenidos del sitio sin su consentimiento y los filtraron a la escuela parroquial del “Sagrado Corazón en Sacramento” en California y finalmente llegó a sus hijos, de 8, 10, y 12 años, lo que causó la expulsión de la institución.

Mis hijos son realmente buenos y todo lo que esto hace es perjudicarlos. Descarga mis fotos, está bien, pero deja a mis hijos fuera de esto”, le dijo Crystal a la revista People, que dio a conocer la historia.

No quería que me pusieran ahí afuera, pero en algún momento tengo que levantarme y decir que no puedo soportarlo más, porque este comportamiento es horrible”, agrega.

La revista People trató de contactarse con la directora de la escuela, «Theresa Sparks», pero esta se negó a dar información sobre el caso.

Crystal abrió su cuenta en OnlyFans en septiembre de 2019, antes de la pandemia y de que la plataforma explotara con miles de creadores de contenido inscribiéndose cada día. Allí se hace llamar «Mrs Poindexter», un seudónimo que usa en otras redes sociales, como Twitter, Instagram o Reddit.

La plataforma de “OnlyFans” es de contenido por suscripción en la que los usuarios pueden vender y comprar contenido exclusivo que en muchos casos es de naturaleza sexualmente explícita.

Para esta pandemia, la plataforma tuvo un boom que la llevó a pasar de 120 mil creadores de contenido a finales de 2019, a más de un millón para finales de 2020. Las estimaciones de la propia compañía hablan de que entre 6 mil y 7 mil nuevos creadores y 200 mil nuevos usuarios se suscriben a la plataforma cada 24 horas.

Para el 2019, Crystal comenzó a cosechar una audiencia con algo de ventaja, y el año pasado con el aumento del tráfico en la plataforma aumentaron sus ingresos.

Para Crystal, la mamá de 44 años, con 14 años de matrimonio, «comenzar a subir contenido erótico no fue una decisión fácil». La decisión fue contemplada con su esposo, y llegó después de que su matrimonio pasara por una crisis que los llevó al borde del divorcio.

Echaba de menos esa intimidad que teníamos, y gran parte de ella era porque estaba pasando por la menopausia”, explica. “No importa lo que hagas, no te sientes atraída o sexy … así que probamos diferentes cosas para darle vida a nuestro matrimonio”.

Ella pensaba que nadie le interesaría ver una madre haciendo desnudos o fotos sexys, pero esa idea que le parecía “ridícula” terminó siendo lo que atrajo seguidores a su página.

Su contenido es curado, afirma Crystal, y solo el 20 o 30% es explícitamente desnudos, a los que llama “de buen gusto”. Sin embargo, sube bastantes fotos “atrevidas” y las intercala con historias sexys, algo que en poco tiempo le empezó a representar ganancias por miles de dólares.

El primer mes fue de 14,000 dólares y pensamos, ‘¿¡Qué !?’”, recuerda Crystal, señalando que ella y Chris (su esposo) ahora ganan 150,000 dólares al mes por fotos y publicaciones diarias, todas las cuales son “bastante mansas” y no incluyen pornografía.

Además de dinero, “OnlyFans” se ha convertido en un vehículo para tramitar las fantasías más atrevidas de la pareja, encontrar nuevas formas de vivir su sexualidad y aumentar la intimidad entre ellos al punto que su matrimonio se ha visto fortalecido.

Pero en julio pasado las cosas comenzaron a tornarse problemáticas cuando uno de los padres de la escuela a la que asisten sus hijos encontró la página de “OnlyFans” de Crystal. Él le dijo a su esposa y esta se encargó de difundir la noticia por toda la escuela.

TAMBIÉN PUEDES LEER: Emma Coronel: de reina adolescente a influencer con rostro de mujer…

Desde ese momento, un grupo de madres de la comunidad escolar empezó una campaña activa en contra de Crystal y sus hijos, exigiendo a la dirigencia la expulsión de los menores por cuenta del trabajo de su madre.

De acuerdo a lo que contó Crystal en People, las madres del colegio enviaron sus fotos a la escuela, acusandola de “repugnante” y “asquerosa”. Las fotos llegaban impresas en paquetes anónimos al rector, al obispo y a la iglesia.

“Yo no publico mi sitio. Tienes que buscarlo. Tampoco está perjudicando a nadie, y no es de su incumbencia”, afirma Crystal.

Los Jackson

Esta situación se extendió hasta el pasado 21 de febrero cuando recibió respuesta a un correo que ella y su marido habían enviado meses atrás tratando de explicar que el contenido de su cuenta en “OnlyFans” no era pornográfico. Sin embargo, la comunicación solo era una notificación escueta que informaba sobre la expulsión oficial de sus hijos.

Los Jackson dicen que sus hijos están “molestos” por la decisión, pero no conocen los detalles aparte de que su madre es “una gran modelo de Internet”.

La escuela anunció que cambiaría su manual para incluir una parte sobre cómo “cualquier padre que esté involucrado en un sitio o blog que vaya en contra de las enseñanzas de la iglesia y la filosofía de la escuela debe ser removido”.

Crystal dice su primer objetivo es lograr que sus hijos regresen a la escuela católica, aunque también afirma que están buscando otras escuelas porque es claro que allí no los quieren.

Se muestra sorprendida por el acoso al que ella y su familia fueron sometidos por algo que es propio de la privacidad con su pareja y que la moralina de un grupo de madres haya llegado al punto de afectar la educación de sus hijos.

“En el año 2021, aquí estamos, tratando de desanimar a una mujer por sus elecciones y lo que hace con su esposo”, dice Crystal. “Es la vergüenza corporal y la intimidación, todo en uno y es un doble rasero e inquietante”.

La historia de esta madre sintetiza de manera perfecta por qué “OnlyFans” es una plataforma atractiva para muchas personas, pero no por eso menos riesgosa.

Que el contenido de Crystal le haya hecho ganar hasta 150 mil dólares al mes, algo impensado hace poco más de un año, contrasta con la facilidad con que este fue replicado fuera de la plataforma. Y como es bien sabido, el estigma moral e injusto que existe contra las mujeres que deciden de manera libre mostrar sus cuerpos erotizados, puede traer consecuencias tan grandes como la cantidad de dinero que ganan con ellos.