Omar Fayad, el gobernador priísta de Hidalgo con patrimonio heredado

El saliente gobernador de Hidalgo tiene cuatro inmuebles y dos camionetas de las cuales no desembolsó ni un centavo; además, es accionista del 80% de una empresa dedicada a los servicios inmobiliarios

En unas semanas, Omar Fayad entregará la gubernatura de Hidalgo al morenista Julio Menchaca terminando así no solo con su sexenio, sino también con casi un siglo de dominación priista en la entidad.

Actualmente el mandatario se encuentra en la mira de la cúpula del partido tricolor debido a la cercanía que tiene con el presidente Andrés Manuel López Obrador y la 4T, la posibilidad de ocupar un puesto en el gobierno federal -como ya lo hicieron otros exgobernadores de la oposición-, así como por “entregar” Hidalgo al oficialista Movimiento Regeneración Nacional (Morena).

Sin embargo, Omar Fayad es un priista de cepa, como líder del partido en Hidalgo y ocupando varios puestos en la entidad bajo gobiernos priistas, desde secretario de Desarrollo Social, de Agricultura, de Educación e incluso como procurador.

También fue abanderado por el Partido Revolucionario Institucional (PRI) en las tres ocasiones en las que ocupó un escaño, dos como diputado federal y una como senador. Ahora el futuro de Omar Fayad como priista es incierto.

Como parte de la saga “La riqueza de los gobernadores”, Infobae México solicitó la declaración patrimonial del gobernador de Hidalgo, quien respondió mes y medio después de la petición.

A diferencia de otros gobernadores, Omar Fayad -según dice- no se hizo de más propiedades durante su mandato y todo su patrimonio proviene de una herencia, de la que no detalla en su totalidad a cuánto asciende, ni cuándo se la entregaron.

Herencia de Fayad

A lo largo de cinco cuartillas, Omar Fayad asegura que cuenta con dos departamentos, dos casas y dos vehículos, todos ellos como parte de una herencia.

Cabe mencionar que de los cuatro bienes inmuebles que reporta en la declaración patrimonial, el gobernador no dice de cuánto es su valor y cuando los recibió.

La primera propiedad es un departamento con una extensión de 24 metros cuadrados de terreno y 110 metros cuadrados de construcción.

Le sigue otro departamento lo doble de grande que el anterior, de 55 metros cuadrados de superficie y 207 metros cuadrados de construcción.

El tercer inmueble es una casa de 300 metros cuadrados de terreno y 455 metros cuadrados de construcción.

La última propiedad es una segunda casa de 320 metros cuadrados de terreno y 196 metros cuadrados de construcción.

En cuanto a los vehículos se trata de dos camionetas, una Chevrolet Uplander modelo 2008 con un valor de 95 mil pesos, y una Toyota Sienna del año 2014, valuada en 395 mil pesos.

Ambas camionetas las recibió Omar Fayad el 10 de diciembre del 2019, según se detalla en la declaración patrimonial.

La empresa de Omar Fayad

Además de sus propiedades heredadas, Omar Fayad mencionó en su declaración patrimonial ser accionista de una empresa.

Se trata de la compañía Vianom SA de CV, dedicada a los servicios inmobiliarios y ubicada en Pachuca, Hidalgo.

De acuerdo con el documento, el mandatario priista tiene el 80% de las acciones de la empresa y no recibe remuneración por su participación.

Información ubicada en el Registro Público del Comercio, señala que la empresa nació en 2010, cuando era diputado federal.

La empresa, detalla el documento, se constituyó con un capital social de 50 mil pesos, de los cuales 30 mil los aportó el gobernador, 10 mil de su hermano Víctor Manuel Fayad Meneses y otros 10 mil pesos de su madre María Fe Meneses Meneses.

En ese entonces, el priista poseía el 60% de las acciones, 20% de su hermano y 20% de su madre. Sin embargo, tras la muerte de Meneses Meneses, sus acciones pasaron a Omar Fayad.

Lee también: “Le molestan las verdades”, revira Laura Zapata a AMLO tras calificarla de “clasista”

Ni muebles, ni cuentas, ni adeudos

El gobernador de Hidalgo -según dice- no tiene más propiedades de lo ya enlistado anteriormente, según su declaración patrimonial.

Los apartados de “bienes inmuebles” y “cuentas e inversiones” incluso no aparecen en el documento, a diferencia de las secciones de “adeudos” y “préstamos”, que sí están incluidos acompañados con la leyenda “ninguno”.

En la sección de “bienes inmuebles” los funcionarios regularmente enlistan sus joyas, obras de arte y colecciones, mientras que en la parte de “cuentas e inversiones” las cuentas que tienen en el banco.

En el caso de “adeudos” y “prestamos” hace referencia a tarjetas de crédito o créditos hipotecarios, así como a préstamos con personas físicas.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí