Tras intentos frustrados de rescatar a mineros, pide Gobierno ayuda al extranjero

Protección Civil y Relaciones Exteriores quedarían a cargo de establecer los contactos con expertos de países como Alemania

Este martes 14 de agosto el Gobierno mexicano y Protección Civil anunciaron la implementación del nuevo plan para salvar a los 10 mineros atrapados en la mina de Sabinas, en el estado de Coahuila, tras una inundación que complicó el rescate programado para el pasado fin de semana 13 y 14 de agosto.

Después de reducir los niveles de agua de la mina de carbón Pinabete, que se inundó por el colapso de un muro de la vecina mina abandonada Conchas Norte, parecía que el esperado rescate iba a ocurrir desde el pasado 12 de agosto, sin embargo, una inundación inesperada volvió a complicar la misión del equipo. “Los rescatistas se disponían a entrar este domingo, pero ocurrió una nueva inundación”, expuso Laura Velázquez, coordinadora nacional de Protección Civil.

El Gobierno desplegó más de 600 elementos de Fuerzas Armadas y civiles en la zona, ha bombeado más de 249,000 metros cúbicos de agua para entrar por los mineros atrapados en la mina Pinabete, pero descubrieron que la mina abandonada Conchas Norte tiene una acumulación de 1.9 millones de metros cúbicos de agua. Fue así como el rescate tomó una dirección diferente a la inicial, por lo que el presidente mexicano, Andrés Manuel López Obrador, afirmó el lunes que analiza la ayuda de equipos de rescate internacionales, si es necesario para sacar a los 10 trabajadores atrapados en la mina de Sabinas.

“No se descarta (la ayuda de rescatistas internacionales) todo lo que se tenga que hacer para sacar a los mineros. Y la familia tiene razón, ellos quieren a sus familiares”, comentó el mandatario.

Una acción que ya fue puesta en marcha y confirmada por la titular de la Coordinación de Protección Civil, Laura Velázquez. Es a través de la Secretaría de Relaciones Exteriores que el canciller Marcelo Ebrard contactará junto con el equipo laborando en la mina de Sabinas con expertos solicitando la ayuda internacional.

“Estaremos contactando a dos empresas extranjeras, una está ubicada en Alemania y otra en Estados Unidos, platicaremos el día de hoy con ellos para saber quién nos puede aportar la mejor opinión tomando en cuenta las condiciones de nuestra mina. Son dos empresas que nos darán una opinión para determinar las acciones con mayor precisión. Esta es una solicitud permanente por parte de de las familias”, indicó la coordinadora durante la conferencia matutina.

La funcionaria, encargada del rescate, hizo este anuncio precisamente cuando se cumplen más de 300 horas del derrumbe, ocurrido el pasado 3 de agosto, cuando colapsó la mina Pinabete en el municipio de Sabinas, Coahuila. Buscar ayuda en el exterior, fue una petición que los familiares de las víctimas pusieron sobre la mesa luego de que el sábado 13 de agosto no hubieran iniciado con las labores de rescate como venían prometiendo. De esta manera, es como las autoridades reaccionaron al reclamo de los familiares.

Además, Laura Velázquez hizo hincapié en el trato que tienen con las familias de los mineros con quienes se mantienen muy cercanos. “Estamos atendiendo sus necesidades básicas para que la estancia en la mina Pinabete y la espera, sea un poco más tranquila. Estamos con ellos, no los dejamos, son muy importantes para nosotros, esta misión por un lado es evidentemente el rescate de nuestros mineros pero por otro es tener un respeto y cariño muy especial a los familiares” aseguró la titular de Protección Civil.

La nueva estrategia de los rescatistas consiste en construir un muro entre ambas minas para evitar el intercambio de agua y estudios geofísicos para identificar huecos u oquedades.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí