Tras las burlas sobre su rostro, Zac Efron por fin revela qué fue lo que pasó

Desde abril de 2021 surgieron comentarios acerca del cambio radical en la imagen del actor, quien ahora dio a conocer que sufrió un accidente que destruyó su mandíbula por completo

Zac Efron experimentó una transformación facial en contra de su voluntad que engrosó el volumen de sus facciones, aunque en su caso no fue fruto de un retoque, sino que sufrió una caída mientras practicaba running en su casa y aterrizó de cara contra una fuente de granito.

Sus apariciones de los últimos meses han sembrado la duda entre los fans del actor de High School Musical: ¿se habrá sometido a procedimientos de cirugía estética? Ha sido el propio Efron, en una entrevista concedida a la edición estadounidense de Men’s Health Magazine, quien ha explicado el verdadero motivo de sus nuevas facciones: estaba practicando running en calcetines por su casa, se tropezó y aterrizó con la barbilla sobre una fuente de granito.

La estrella se desmayó en el acto para después despertarse con la mandíbula completamente desfigurada y tuvo que acudir a un cirujano para que le reconstruyera el rostro.

Tras el susto, «los maseteros simplemente crecieron. Se pusieron muy, muy grandes», explicó Zac sobre el músculo encargado de abrir y cerrar la boca. También ha revelado durante la entrevista que trabaja con un terapeuta para contrarrestar su expansión.

En cuanto a su respuesta ante los comentarios que suscitó su cambio físico en las redes, aseguró que no supo nada hasta que su madre no se lo dijo: «Si valorara lo que otras personas piensan de mí hasta el extremo en el que piensan que lo hacen, definitivamente no podría ser capaz de hacer este trabajo».

Además de comentar abiertamente el motivo de sus nuevas facciones, el actor también recordó el gran esfuerzo físico que tuvo que realizar para meterse en la piel de Matt Brody para la película de 2017, Los vigilantes de la playa: «No sé si es realmente alcanzable. Había simplemente muy poca agua en la piel. Quiero decir, es falso; parece una imagen generada por ordenador», declaró el actor, quien ha añadido que tuvo que recurrir a potentes diuréticos para alcanzar tal grado de definición.

«Así que no necesito hacer eso. Prefiero mucho más tener un 2 o 3% de grasa corporal extra». Y es que, como consecuencia de aquellos entrenamientos extremos que comenzaban a veces a las cuatro de la madrugada y de una dieta controlada al milímetro, «empecé a desarrollar insomnio y caí una depresión bastante mala durante mucho tiempo. Algo de aquella experiencia me quemó. Me costó mucho centrarme de nuevo», se sinceró el californiano.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí